Castillo de castelldefels

Para reservas e información, contactar con la Oficina de Turismo del Centro de Castelldefels.

Cómo llegar al Castillo de Castelldefels

Domingos en el Castillo: Algunos de los segundos domingos de mes de puertas abiertas se amplían y se convierten en los 'Domingos en el Castillo', unas jornadas con diversidad de actividades culturales y de ocio en el Castillo durante todo el día. Oficina de Turismo de Castelldefels Centro C.

Pintor Serrasanta, 4 Tel. Jump to Navigation. Toggle navigation.

El Castillo de Castelldefels y las Brigadas internacionales -

Punt d'interès Cultural. Castell de Castelldefels Teléfono: Información de interés.

Plaça del castell, 1. Resulta cuando menos curioso que como su topónimo indica, el castillo sea el gran desconocido de la ciudad. Mientras subimos por las pasarelas que suben haciendo zigzag vamos descubriendo algunas torres que funcionaban como bastiones defensivos y puntos de vigilancia ante las razzias que llegaban por mar.

En la entrada nos esperaba puntual nuestra guía, para iniciar la visita exclusiva para nosotros. El Castillo de Castelldefels no se salvó, y esta es la razón por la que la estructura almenada es obra de Manuel Girona y Agrafel , banquero propietario, que en transformó el recinto, añadiendo elementos neogóticos. En el ayuntamiento adquirió el castillo, cuyo estado era precario, siendo necesario iniciar un proyecto de restauración que ha servido para que desde sea un patrimonio al alcance de los ciudadanos.

Noticias de actualidad de Castelldefels

La encomiable contribución de las Brigadas Internacionales a la causa republicana tiene en los sucesos acaecidos en el Castillo de Castelldefels una mancha que no debe ocultarse. Albacete se había convertido en un primer momento en el centro de organización y mando de las Brigadas Internacionales. En torno a un millar pudieron pasar por el castillo, si bien sólo hay constancia y testimonio de unos Por el recinto pasaron brigadistas de diversas nacionalidades, entre ellos.

En los trabajos de restauración por parte del ayuntamiento sacaron a la luz la existencia de una serie de pintadas y graffitos, cuyo estudio permitió relacionarlo con el paso de los prisioneros de las Brigadas Internacionales. La exposición temporal que va camino de convertirse en indefinida es un compendio de objetos, armas y documentos de las Brigadas Internacionales, que a partir de varias colecciones privadas nos acerca a la labor de los voluntarios, algunos de ellos torturados en el castillo.

El tren de Cercanías Rodalies de Renfe nos deja en la estación de tren, desde donde tenemos un paseo de quince minutos hasta la falda del castillo. Veremos varios caminos que serpentean ascendiendo hasta la entrada al castillo. Si acudimos en coche hay un parking junto a la entrada, en la Plaça Castlle, en la Avenida Manuel Girona.